¿Qué opinión tienen de Barcelona los extranjeros?

labcnquemegusta-panoramica01

 

Hoy, más que una entrada con consejos y lugares para conocer en nuestra ciudad, me gustaría, a partir de datos que he ido buscando, mi propia experiencia (imagino que también compartida con la mayor parte de vosotros y vosotras) y las estadísticas realizadas por Ok Apartamentos mediante distintas encuestas a sus usuarios, hacer una reflexión.

Derecho a pataleta le dirían muchos pero, en mi opinión, algo que deberíamos también hacer todos y todas: reflexionar sobre cómo lo estamos haciendo y si realmente es lo que queremos para nuestra ciudad pues, más allá de lo que puedan hacer la administración pública y las empresas del sector, dado que todos estamos implicados en cierta manera, al tratarse de un mundo que vincula a todos y a todas por igual, también podemos y debemos nosotros hacer algo al respecto.

Barcelona se encuentra colapsada por el turismo, un turismo que, además, es de poca calidad y recibe poca calidad. No estoy diciendo algo que nos sorprenda escuchar, todos sabemos la situación actual de la ciudad, así como también que hemos sobrepasado nuestra capacidad de carga, especialmente teniendo en cuenta que, con una población de 1.6 millones de habitantes, recibimos anualmente 8 millones de turistas.

Somos la cuarta ciudad más visitada de Europa, tras ciudades como Londres, París y Roma, el puerto más importante de cruceros, no sólo del continente, sino también del Mediterráneo, y la actividad turística que generamos equivale a un 20% de nuestro PIB.

Los barceloneses nos sentimos, pues, apartados en nuestra propia ciudad, existiendo, incluso, zonas por las cuales no acostumbramos a transitar, como serían las populares Ramblas, al no encontrarnos como en casa en ellas. Esto conlleva que el éxodo de población barcelonesa sea cada vez mayor, equiparándonos a ciudades como Lisboa o Venecia, en las cuales apenas quedan locales, y que, incluso, encontremos aperturas de nuevos hoteles en lugares como L’Hospitalet de Llobregat precisamente porque Barcelona no da más de sí (respecto a esta función como ciudad complementaria de Barcelona que está adquiriendo L’Hospitalet de Llobregat también hablamos en una ocasión en La Bcn Que Me Gusta).

Como anécdota, precisamente relacionado con ello, destacar cómo el otro día fui desplazada literalmente por los turistas (bien, en realidad no por ellos, pues ellos como personas que son no tienen la culpa, sino por el servicio que damos a los turistas). Quería tomar algo en una terraza del Raval (eran las 17h) y se me preguntó si iba a comer, pues era ya horario de cenas turístico. Dado que mi intención no era aún cenar (repito que sólo eran las 17h), me desplazaron de la mesa de la terraza a una barra incómoda. Obviamente, ante tal trato, marché.

Si os movéis entre semana por el centro, seguro que os habréis percatado que, a todo ello, se le une la mala calidad que ofrecemos a nuestros turistas, proliferando visitas guiadas realizadas por personas con pocos conocimientos culturales e históricos que, día tras día y cuanto más escenografiado mejor, puesto que el principal objetivo es divertir y no mostrar o enseñar, repiten a sus usuarios las mismas palabras, como si de un loro se tratasen. Cualquiera es guía hoy en día, motivo por el cual hay que escuchar cosas diariamente realmente escandalosas… Porque… ¿Sabíais que Antoni Gaudí se encargó de la restauración de la Catedral? ¿O que el Hospital de Sant Pau se encuentra en su localización actual porque ya los romanos tenían en ese lugar un hospital? Sí, éstas son sólo algunas de las mentiras que se cuentan a nuestros turistas cada día.

El número de hoteles, como también os habréis percatado, también aumenta considerablemente en nuestra ciudad. El otro día, dando un paseo rutinario, en una sola manzana de la Dreta del Eixample, contabilicé 9 hoteles.

No estoy diciendo nada nuevo, todos lo vivimos cada día y, es más, ya nos lo dijeron en Bye Bye Barcelona, interesante documental cuya información podéis encontrar aquí.

 

¿Algunas soluciones?

Dado todo este problema, ya en el 2005 se dejaron de conceder licencias para la apertura de apartamentos turísticos en el centro histórico de la ciudad (motivo por el cual cada vez hay más también en L’Hospitalet de Llobregat).

Sin embargo, los cambios más significativos han venido a partir del nuevo gobierno dentro del Ajuntament de Barcelona, con el que se conoce como Pla Especial Urbanístic d’Allotjaments Turístics (PEUAT), proyecto que pretende regular la oferta de alojamientos, así como también gestionar su impacto en los barrios (73 barrios de Barcelona superan las 6,4 camas turísticas por cada 100 habitantes).

Siguiendo el ejemplo de Nueva York con el proyecto Barrio x Barrio, una campaña que pretendía mostrar otros barrios, además del centro, para descongestionarlo (podéis encontrar más información en esta noticia de La Vanguardia), Barcelona también ha llevado a cabo algo similar (hablamos de ello con el proyecto #LesBarcelones en La Bcn Que Me Gusta) ampliando, así, la oferta veraniega a los 10 distritos de la ciudad (en La Meva Barcelona, portal destinado, especialmente, a barceloneses y barcelonesas que quieren conocer su ciudad, así como también a aquellos turistas que buscan una experiencia distinta, fuera de los flujos turísticos y más cercana, encontraréis también rutas históricas por los distintos barrios de Barcelona) y no sólo concentrándose en el centro. Tenéis más información de todo lo que podéis encontrar en los barrios, especialmente ahora que se inicia la Semana Santaaquí, así como también una agenda bien completa en este otro link.

Por otro lado, en consonancia también con los blogs de la ciudad (yo misma, con La Bcn Que Me Gusta, mediante la información sobre los distintos barrios y las Salidas desde Barcelona, también me encontraría dentro de este programa), Turisme de Barcelona y la Diputació de Barcelona, con el plan Bcn és molt més, pretenden llegar más allá y, no sólo mostrar lo que encontramos en otros barrios, sino también en las ciudades cercanas a la capital. ¡Porque Catalunya es mucho más y no sólo la ciudad de moda por excelencia!  ;)

 

Para conocer un poco más… ¡Estadísticas!  

Si analizamos las estadísticas del Ajuntament de Barcelona, podemos observar claramente este aumento en cuanto al número de visitantes en nuestra ciudad.

 

1) Establecimientos abiertos y ocupación

Mientras que el número de establecimientos abiertos en el 2006 era de una media de unos 450 en total, la cifra fue aumentando hasta una media de 650 establecimientos en el 2017. Podéis encontrar esta evolución aquí.

Por otro lado, dado que una cosa conlleva a la otra, destacar también que si los establecimientos aumentan, lógicamente, es porque su ocupación también lo hace. Así, como podemos observar evolutivamente en estas estadísticas, mientras que en el 2005 la época de mayor ocupación se encontraba entre los meses de abril y septiembre y era aproximadamente de un 68%, en el 2017 en el mes de febrero ya teníamos este dato y, en el 2016, exceptuando el mes de enero con un 48%, el resto de meses tenía porcentajes equiparables a la temporada alta del 2005, llegando a un pico en los meses de julio y agosto del 85% de ocupación, superior a la media de todo el Estado donde, en esos mismos meses, la ocupación se encontraba en un 79% en el mes de agosto como pico más elevado de todo el año.

El número de viajeros, de este modo, observamos que se vio incrementado, según podemos leer en estas estadísticas, de los 4.208.364 viajeros que llegaron a nuestra ciudad en total en el 2005 a los actuales 7.490.635 en el 2016.

 

2) ¿Sus nacionalidades?

Tras la española propiamente dicha, la italiana, la británica, la francesa y la estadounidense son las nacionalidades más abundantes en nuestra ciudad. En el 2016, sin embargo, la italiana fue desbancada. Podéis encontrar todos los datos según año y mes aquí y, como podemos observar aquí también, la mayoría de ellos se alojan en hoteles de cuatro y tres estrellas, algo significativo pues nos muestra que, dejando de lado los apartamentos turísticos, muchos de ellos ilegales y no contabilizados, también recibimos una tipología de turismo de poder adquisitivo algo más elevado. De hecho, gran parte de los hoteles recién abiertos son de 4 estrellas.

 

3) ¿Qué opinan de nosotros los extranjeros?

Es evidente que hemos tenido un cambio sustancial en nuestra ciudad en esta última década y que cada vez son más los viajeros que pernoctan en nuestra ciudad. Sin embargo, si bien es cierto que Barcelona es una de las ciudades más visitadas de Europa, es también la que más decepciona.

Hagamos un poco de reflexión sobre ello… Ok Apartamentos Barcelona, agencia de reservas de apartamentos turísticos y alquileres por meses, realizó un estudio que nos muestra algunos detalles más vinculados con esos aspectos que gustan y disgustan de nuestra ciudad. Para ello, realizó unas encuestas a personas que no son simples turistas sino que, siendo extranjeros, viven en Barcelona durante un periodo relativamente largo de tiempo.

De este modo, podríamos clasificar los encuestados según los siguientes criterios de llegada y salida:

Motivo de traslado a Barcelona: Relación personal (24%), Encontré prácticas (17%), Encontré trabajo (17%), Vine a estudiar (11%), Vine a buscar trabajo (10%), Otros motivos (21%)

Intención de permanecer en la ciudad: Quiero quedarme (61%), No quiero quedarme (6,77%), No lo sé (21,89%), Me gustaría pero no podré (10,16%)

 

¿Qué es lo que más desagrada en Barcelona?

labcnquemegusta-panoramica02

 

Las encuentras de Ok Apartamentos, de 20 preguntas de texto libre en el que mencionan uno, dos o tres aspectos negativos, evitando dar una lista cerrada de respuestas entre las cuales elegir para evitar un resultado previsible, fueron realizadas a 850 personas de 26 nacionalidades que viven desde hace al menos 3 meses en Barcelona. De este modo, participaron en ellas 308 italianos, 204 franceses, 88 alemanes, 59 rusos, 40 daneses, 34 argentinos, 28 polacos y 89 personas de otras 19 nacionalidades.

Así, sus resultados se resumirían en los siguientes 9 factores negativos de la ciudad, complementados con sus respectivos comentarios:

lo que gusta menos de bcn

Fuente: Ok Apartamentos

 

Tal y como indicábamos al principio de esta entrada, el turismo de masas no es sólo algo que percibamos los locales sino que los extranjeros también se sienten a disgusto con él. Un turismo que califican de masivo, pero también demasiado frívolo, que trata la ciudad como si fuese suya y, lo que es peor, como si de un parque temático se tratara. El comportamiento de estos turistas, junto a los promotores turísticos que van con ellos, pues, se considera más negativo que su cantidad en sí misma.

El segundo aspecto destacado es quizá el que más me preocupa pues, al fin y al cabo, no deja de ser consecuencia del primero. ¿Nos estamos volviendo desagradables con el turista a raíz de esta masificación? ¿No recibimos a nuestros turistas del mismo modo que nos gustaría que nos recibiesen a nosotros fuera de nuestra ciudad?

Si es así, ¿es que realmente el turismo nos está causando estragos en nuestro carácter?

Trabajo en el centro y, si bien es cierto que si me preguntan una dirección la doy encantada e, incluso, añado algunas explicaciones y consejos útiles sobre cómo llegar a la misma, he de reconocer que, cuando una cola infinita de gente se hace fotografías en el lugar por el cual tengo que entrar a mi lugar de trabajo, no me espero a que acabe sino que entro directamente, aún y saber que mi rostro enfadado y ya cansado viajará a un sinfín de lugares del mundo.

Quizá, este comportamiento es el que más perciben los extranjeros cuando se encuentran con los barceloneses. Es sabido que los catalanes tenemos fama de ser más cerrados que en otras comunidades, que nos cuesta acoger en nuestros círculos a personas nuevas, si bien es cierto que quien entra en ellos será siempre un amigo hasta el fin de los tiempos, pero de ahí a que seamos “gente con cara de preocupación y tristeza” es que algo está pasando

A pesar de ello, otros comentarios también añaden que el catalán como idioma en ningún momento fue un problema en la comunicación, así como también que recibimos amablemente a los extranjeros.

Seguidamente, se encuentra el tema de la contaminación, especialmente en cuanto a olores y ruido se refiere. La mayor parte de los extranjeros califican la ciudad de ruidosa, siendo casi imposible pegar ojo por la noche, y destacan también la suciedad de sus calles. En este aspecto, una vez más, quizá deberíamos vincularlo con el turismo de poca calidad que recibimos, pues gran parte de esas noches ruidosas y sucias tienen lugar, precisamente, en los barrios más céntricos.

Finalmente, los extranjeros también destacan las condiciones de trabajo que se encuentran en gran parte de los establecimientos que visitan, siendo gran parte de ellos de mala calidad y con salarios bastante precarios.

 

Otros aspectos negativos minoritarios:

Inseguridad ciudadana (8%): carteristas y ladrones de bicicletas, zonas peligrosas y frecuencia de atracos.

Problema Catalunya – España (8%): catalanismo, respeto y nacionalismo

Burocracia (5%): dificultades con el papeleo y trámites administrativos

Comida (3%): productos de alimentación y supermercados

Policía (1%): la Policía observa los problemas pero no los resuelve

 

Podéis encontrar más datos sobre estas encuestas aquí.

 

Y, porque nuestra ciudad también enamora… ¿Qué es lo que más gusta de Barcelona?

labcnquemegusta-panoramica03

 

Pero no todo es malo y Barcelona, a pesar de que los barceloneses y barcelonesas ya estemos cansados de lo que está sucediendo en nuestra ciudad, así como también los extranjeros que viven en ella, también tiene cosas que gustan.

En este caso, la muestra de Ok Apartamentos tiene las mismas características que en los anteriores resultados, habiendo sido respondida por el mismo número y perfil de personas.

¿Sus resultados? En ella, la acogida local de los catalanes es considerada excelente, buena o satisfactoria por cuatro de cada cinco encuestados (79%) y los aspectos más valorados de la ciudad son su Calidad de Vida (70%), el Clima (67%), la Cultura (43%), el Mar (42%), el Carácter de la Gente (30%), el Ocio Nocturno (17%) y la Oferta Gastronómica (12%).

 

¿Algunos comentarios positivos que han hecho los extranjeros y ayudan a entender su concepto de Calidad de Vida?

“Óptima combinación de clima, infraestructuras, cordialidad – mentalidad abierta y oferta cultural”

“Un equilibrio perfecto entre las virtudes de los países mediterráneos y la organización de los países del centro y norte de Europa”

” Mar, montaña, ciudad de tamaña medio y cantidad de medios de transporte públicos… aunque el ideal es la moto”

“Sabrosa mezcla entre una ciudad cosmopolita e internacional y una ciudad mediterránea con sus costumbres y tradiciones”

“Desde el clima, pasando por el ambiente internacional, la oferta de ocio y la cantidad ilimitada de restaurantes”

“Ciudad siempre en movimiento, clima agradable, comida económica y siempre con lugares nuevos a descubrir. / “

 

Sin embargo, en dicha Calidad de Vida también hay factores que restan y que nos relacionan con los puntos mencionados entre aquellos que menos gustan a los extranjeros:

“Habría puesto excelente pero no puedo con la suciedad y la marea de turistas de la Rambla y alrededores”

“A nivel laboral ha bajado mucho en los últimos 5 años”

“Era excelente hace 9 años”

“Sobre todo en temporada baja turística (noviembre-marzo)”

“Para algunas cosas es muy alta pero para otras como el trabajo no lo es”

“Ha empeorado en los últimos 4-5 años, antes hubiera dicho que excelente”

“Excelente si los salarios fueran más elevados”

 

Por otro lado, el 43% de los encuestados encuentra que Barcelona es más económica que su lugar de origen, el 25% considera que el coste de la vida es similar, el 28% piensa que Barcelona es más cara y un 5% no sabe o no contesta.

Las tres nacionalidades que encuentran Barcelona más cara que su lugar de origen son la polaca (65%), la alemana (55%) y la rusa (46%).

 

¿Cuáles son los barrios favoritos de los extranjeros?

barrios favoritos

Fuente: Ok Apartamentos 

 

¿Por qué Gràcia? Todos ellos coinciden en que se trata de un barrio tranquilo, con poco tráfico y poco movimiento turístico, a la par que es también céntrico y está bien comunicado con el resto de la ciudad. Su personalidad propiabuen ambiente y buena oferta comercial, cultural y de ocio son también añadidos vinculados a esta elección.

Los comentarios usados para calificar el barrio serían los siguientes:

“Barrio con un buen ambiente, un montón de la vida cultural, de noche y de día. Tiendas alternativas. Tienes poco tráfico ya que muchas calles son de sentido único”

“Es un barrio que tiene la arquitectura y el ambiente de una pequeña ciudad en el centro de la metrópoli”

“Es una zona muy acogedora donde se respira una auténtica cultura barcelonesa. Tiene una gran cantidad de pequeños bares y tiendas. Sin turistas”

“Es un distrito central a pesar de no estar en el centro de la ciudad, hay buenas conexiones de transporte público. Es lleno de bares y tiendas”

“El distrito tiene todo lo que se puede necesitar y aún conserva una sensación auténtica en su mayor parte”

 

¿Por qué Poblenou? Los encuestados opinan que es un barrio tranquilo y bien comunicado con el centro, a la par que dispone de playas y espacios verdes. Califican su ambiente como de pueblo y lo identifican como un lugar ideal para familias.

Sus comentarios serían los siguientes:

“Barrio limpio con espacios abiertos, playa y zonas libres para aparcar”

“Autentico, familiar, cerca del mar, no lejos del centro”

“Es como un pueblo en la ciudad y el mar está al lado”

“No está en el centro de la ciudad y por eso es menos ruidoso. Está cerca de la playa y ofrece muchos servicios”

“Cercano al trabajo y a las playas”

 

¿Por qué el Born – Sant Pere? Consideran que se trata del barrio del centro histórico que tiene el mejor ambiente, una arquitectura con encanto y una excelente oferta gastronómica, además de estar también situado al lado de la playa.

Sus comentarios respecto a este barrio son:

“Me gustan las zonas animadas por gente y que son arquitectónicamente agradables”

“Es el barrio más bonito”

“Tiene pequeñas tiendas, un montón de plazas y buenos restaurantes. Cerca del parque y el mar”

“Restaurantes, gran ambiente y excelentes rincones”

“Agradable y tranquilo. Barrio acogedor”

 

¿Por qué Sarrià – Sant Gervasi? Opinan que, al ser una zona de alto estanding, la sensación de seguridad es superior al del resto de barrios. Es tranquilo, dispone de muchas zonas verdes y está bien comunicado con el centro.

“Es un barrio tranquilo cerca del centro. Sus calles y edificios están en buenas condiciones y dispone de suficientes espacios”

“Hay menos tráfico”

“En comparación con otros distritos de la ciudad tiene un buen nivel de seguridad”

“Tranquilo, pero no demasiado. Es seguro y próximo al centro”

“El barrio tiene de todo y es tranquilo”

 

¿Por qué el Eixample? Este distrito constituye el centro económico y geográfico de la ciudad. A pesar de ello, es tranquilo, dado que no está saturado de locales o turistas. Consideran que ofrece muchos servicios y una gran oferta cultural y de ocio. No está muy alejado del mar.

Sus comentarios son:

Dreta de l’Eixample

“Está situado en pleno centro de la ciudad pero lejos del caos de los barrios del casco antiguo”

“Tiene una oferta increíble de clubes y supermercados y es más bonito que el resto de barrios”

“Es céntrico y situado a poca distancia del mar y del barrio de Gracia. Es tranquilo”

Esquerra de l’Eixample

“La proximidad del mar, los espacios abiertos y verdes”

“Es donde vivo y para mi es perfecto!”

“Es un barrio tranquilo y muy local, sin muchos turistas”

“Es céntrico y no está saturado de gente y turistas”

 

Por otro lado y para finalizar… ¿Cuáles son las tradiciones catalanas que más gustan a los extranjeros?

tradiciones

Fuente: Ok Apartamentos 

 

Podéis encontrar más información sobre estas encuestas aquí.

 

Como conclusión, sólo decir que esta entrada no pretende ser pesimista en ningún aspecto, sino simplemente llamar un poco a la reflexión sobre cómo estamos gestionando nuestra ciudad y nuestros comportamientos en ella respecto a sus visitantes.

De este modo, a partir de ella, también llamo a la esperanza, pues mi intención no es en ningún momento ser una kamikaze contra el turismo, una actividad importante, que cabe conservar, pero tal y como indica el significado de la palabra que acabo de citar, conservar no implica destruir. Yo misma estoy diplomada en Turismo y reconozco que hay también turistas que muestran respeto por nuestra cultura. ASí pues, podríamos decir que no soy para nada una de esas personas más radicales que, incluso, por ejemplo, pretenden eliminar el Mobile World Congress de nuestra ciudad, dado que también considero que se trata de un evento necesario, no sólo por cómo nos localiza internacional y mundialmente como ciudad, sino también por todo el dinero que mueve y deja en distintos sectores.

Aún así, también estoy de acuerdo con acciones como la que se llevó a cabo el otro día en el Ajuntament de Barcelona, con la cual todos los partidos políticos presentes en el pleno estuvieron de acuerdo en no presentar Barcelona aún como una de las posibles candidatas para los Juegos Olímpicos de Invierno de 2026, mejor dejándolo para otra ocasión y, así, intentando gestionar mejor la afluencia de visitantes que, actualmente, estamos teniendo (podéis encontrar la noticia completa aquí).

Así pues, esperemos que sea realmente así y, poco a poco, entre todos y todas, aprendamos a gestionar mejor nuestro turismo y ciudad.

 

Dicho esto… ¡aprovecho la entrada para desearos una buena Semana Santa! ¡Ahora llega el momento de ser nosotros y nosotras las turistas y de intentar comportarnos como nos gustaría que se comportasen con nosotros!   ;)

¡Hasta la vuelta!   :)

One comment

  • Amaia  

    Yo soy de Bilbao y hace 20 años no veías ni extranjero por allí de turisteo y ahora me parece que hay demasiados y eso que no es ni comparable con Barcelona. Yo vivo en el Maresme pero cada vez que voy a Barcelona flipo lo incomodo y caro que se está volviendo. Por no hablar del tránstito…entre la gente de a pie, patinetes, bicis, segways… como dicen ..un parque temático. Por cierto, super interesante el reportaje Bye Bye Barcelona, no lo había visto.

Escribe tu comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados.